Particiones

Hoy vamos con un artículo más personal. Aprovechando que mi sobremesa necesitaba un formateado como agua de mayo después de experimentos que involucraban dos escritorios completos (Plasma y Cinnamon) y una partición root pequeñita, os voy a proponer un modo de particionado e instalación del sisterma. En este caso, será una instalación limpia y única de Manjaro, mientras me reservo una parte 2 para cuando instale el nuevo SSD en el portátil con un dual boot Antergos y Windows.

En primer lugar, la distribución escogida es Manjaro Cinnamon. La razón, los excelentes scripts de mantenimiento de hardware con los que cuenta Manjaro y su facilidad de uso general, además de que como buena hija de Arch Linux cuenta con software actualizado, es bastante estable para ser una rolling release y tiene acceso a la increíble colección de software de AUR. El escritorio es simplemente mi favorito hoy en día, después de haber probado Unity, Gnome, Plasma y Mate (y tanteado ligeramente XFCE), es el que mejor se adapta a mis necesidades. De hecho, es una configuración tan buena que rompe mi “regla de oro”, no usar escritorios comunitarios en una distro (que normalmente cuentan con peor soporte que las ramas principales).

Esta es mi elección, pero no implica nada. Podéis seguir este tutorial con vuestra distro favorita.

Lo primero es decidir como será la tabla de particiones, si seguir usando el arcaico MBR (Master Boot Record) o por el contrario pasarse a GPT (GUID Partition Table). Si vais usar un sistema antiguo, evidentemente MBR es vuestra opción. Pero instalar de esta forma no es complejo, lo llevamos haciendo desde que existen los discos duros. Este sistema se basa en incluír la información de arranque al principio del disco, para que el SO tome control después de la BIOS.

Por el contrario, GPT es compatible con UEFI. Por muy denostada que esté, es el actual estándar y funciona bien. Además, el particionado GPT sigue esquemas lógicos y unificados, haciendo la coexistencia de sistemas más sencilla y permite más particiones primarias que las 4 de MBR.

Una vez decididos a particionar GPT el sistema, lo siguiente es decidir como dividir el espacio disponible en particiones. Yo cuento con un SSD de 128 gb y un HDD de 1 Tb, por lo cual he decidido seguir el siguiente esquema:

  • En el SSD, 1 gb para /boot/efi, 20 gb para la partición root (/) y el resto para /home.
  • En el HDD, 16 gb de swap y el resto en una partición /mnt/Datos.

Vamos caso a caso.

La partición /boot/efi es donde se instalará el cargador de arranque (grub en mi caso). Es necesaria en sistemas con dos discos en RAID 0 (el sistema tiene que saber en cual de los dos discos se encuentra claramente) y lleva como banderas (flags) Boot, ESP y hidden. 1 gb es ligeramente generosa, pero por experiencia propia, 512 MB pueden ser escasos.

Separar / y /home tiene sentido para mantener configuraciones y si es necesario reinstalar el sistema, no perderlas ni nuestros datos (en la nueva instalación, solo sería necesario montarla como /home, sin necesidad de formatearla). 20 gb es un tamaño normal para una partición raíz, pero todo depende de la cantidad de programas que instaléis (totalmente desaconsejado si instaláis dos escritorios pesados, os quedaríais sin margen de maniobra).

Sobre los 16 gb de swap, sé que es una exageración, pero hay que darle un tamaño (sin swap algún programa puede dar fallos) y con tanto espacio disponible, 16 gb es tan buena cantidad como otra cualquiera y clona perfectamente la RAM disponible en el sistema. Salvo para sistemas con muy poca o con mucha RAM, lo normal es poner la misma cantidad en Swap que en RAM. La Swap actúa como sustituta de la RAM cuando no queda RAM disponible, por lo que es una partición vital si cuentas con 1 o 2 gb de RAM. También por esta razón, es recomendable no dejar esta partición en el SSD, ya que pueden acortar su vida útil al forzar demasiadas reescrituras.

Por último, la partición /mnt/Datos es más importante de lo que parece. En ella, como veremos más adelante, guardaré las carpetas de Descargas, Imágenes, Música, etc, en vez de la /home. La idea, no saturar el SSD con datos y aprovecharlo donde es más útil, con programas (como juegos de Steam). La dirección no es trivial, /mnt es el directorio en el que tenemos permisos para montar particiones y unidades, lo cual garantiza que no habrá problemas usando el sistema.

Para mover una carpeta, como por ejemplo Descargas, de la /home a la partición de datos, usaremos el fichero fstab.

  • Abrir /etc/fstab con permisos de administrador (por ejemplo gksu xed /etc/fstab)
  • Al final añadir la siguiente instrucción

    Nota: no son espacios, son tabuladores. Guardar el archivo.

  •  

Repetir este proceso con todas las carpetas que deseéis mover.
De esta forma, estas carpetas pasarán a estar alojadas en la partición Datos del HDD, pero correctamente enlazadas en nuestra /home, sin fallos.

Reconozco que hay sistemas mucho más avanzados, como montar alguna partición en RAM (recomendable con /tmp y algún subdirectorio de /var si te sobra espacio) o montar por separado estas carpetas en el HDD, ya que al igual que la Swap, son carpetas con muchos ciclos de escritura y borrado. Sin embargo, este es un sistema sencillo, moderno y compatible con cualquier otro sistema operativo.

Como nota final, todo el sistema está en ext4. Podría escoger otro sistema de archivos, pero la gestión de Brtfs se me escapa y es el sistema de archivos que más me interesaría, por su capacidad de realizar instantáneas del sistema desde las cuales poderse recuperar de un error.

En la parte 2, aprovecharé este esquema inicial para instalar en perfecta coexistencia Windows y Antergos. Una pista, la partición de Datos, para compartirla, tiene que formatearse en NTFS.

Suscribirse
Notificarme las
guest
12 Comentarios
Los más recientes
Los más antiguos Más votados
Feedbacks en línea
Ver todos los comentarios